La Singularidad Desnuda

Un universo impredecible de pensamientos y cavilaciones sobre ciencia, tecnología y otros conundros

Archivos de la categoría ‘Universidad’

La I+D en España no necesita tijeras

Publicado por Carlos en octubre 7, 2009

Hay una vieja chanza sobre la investigación científica en la que se cuenta que cierto físico se quejaba ante el responsable del organismo financiador correspondiente de la falta de medios para desarrollar su trabajo, a lo que dicho responsable respondió: “aprenda de los matemáticos que sólo necesitan papel, lápiz y una papelera; o mejor aún de los filósofos, que sólo necesitan papel y lápiz“. La historia es un tanto injusta con los filósofos, pero ayuda a comprender esa visión que desde muchos estamentos políticos se tiene a veces de la investigación como una inversión a fondo perdido que se mantiene básicamente por guardar las apariencias, sin que haya interés real en articularla como motor de avance del país.

logo_recorte_gasto_científico

Bien es cierto que tampoco hay que ser ingenuos y pensar que este tipo de percepción política de la investigación como lastre presupuestario es algo nuevo o susceptible de cambiar a corto plazo. Al fin y al cabo la célebre paráfrasis unamuniana del “¡que inventen ellos!” parece estar bien arraigada en nuestra casta política, y mal que bien el sufrido investigador la asume y hace lo que puede. Sin embargo, todo es susceptible de empeorar, y ahora el Gobierno parece decidido a darle una nueva vuelta de tuerca al potro de tortura. No consta que Tim Burton sea uno de los faros ideológicos de nuestro ínclito presidente, pero a pesar de ello parece decidido a enfundarse el traje de Eduardo Manostijeras y, con la sorprendente anuencia de la Ministra de Ciencia, Innovación y Tecnología que está encantada de haberse conocido, recortar artísticamente el presupuesto en I+D, convirtiéndolo para nosotros en una pesadilla antes de Navidad.

Los motivos por lo que este recorte es otro clavo más en el ataúd de España son múltiples. Hoy se podrán leer muchos de ellos en los blogs que se han adherido a la iniciativa de Javi Peláez (de La Aldea Irreductible). Yo sólo añadiré uno a todo lo que a buen seguro señalarán otros compañeros: no se trata únicamente del daño que este recorte pueda hacer a los investigadores que en este momento estén en activo en España, o pensando en volver del extranjero; este tipo de recortes lo que hacen es arrojar sal sobre la tierra de la que el día de mañana tienen que surgir futuros investigadores. Los recortes de presupuesto limitarán la capacidad de formar personal investigador, y contribuirán a ahuyentar la vocación de los muchachos que en estos momentos están -de manera heroica- planteándose la posibilidad de dedicar su vida a la investigación. Decía la Ministra de Ciencia, Innovación y Tecnología con indudable desfachatez que “España ya es un país de ciencia“. Al igual que Javi, no sé cuando se produjo la transformación de no ser un país de ciencia en serlo, pero sí que sé cuando empezará a dejar de serlo: en el momento en el que se consume el desahucio presupuestario de la I+D.

Publicado en Política, Universidad | Etiquetado: | 1 Comment »

Si las revistas científicas fueran blogs…

Publicado por Carlos en julio 23, 2009

… sus artículos tendrían una sección de comentarios:

phd052709s

Lamentablemente no se ha puesto en práctica, ya que los pingbacks serían muy interesantes.

Por otra parte, eso supondría cambiar el Science Citation Index por Digg (o puede que Reddit o Slashdot) …

… y llegarías a catedrático cuando tuvieras suficiente karma.

Publicado en Ciencia, Comic, Internet, Universidad | Etiquetado: , | 2 Comments »

template class abstract is …

Publicado por Carlos en enero 21, 2009

Jorge Cham

Credit: Jorge Cham

Publicado en Comic, Universidad | Etiquetado: , , | 1 Comment »

Lecciones de Richard Feynman sobre mecánica cuántica

Publicado por Carlos en diciembre 30, 2008

Richard P. FeynmanCreo que puedo afirmar con seguridad que nadie entiende la mecánica cuántica
Richard P. Feynman (1918-1988), físico estadounidense

Hace cosa de año y medio me hacía eco de la disponibilidad en Google Video de 46 vídeos de Richard Feynman correspondientes a 4 lecciones que impartió en la Universidad de Auckland, Nueva Zelanda, en 1979 dentro del Memorial Douglas Robb. Lamentablemente dichos vídeos desaparecieron de Google al poco tiempo. Sin embargo, acabo de comprobar que una nueva versión de estas lecciones ha vuelto a aparecer hace apenas 3 meses. Se trata en este caso de cuatro únicos vídeos de una duración de entre 1h 18m y 1h 40m en los que el incomparable Feynman diserta sobre mecánica cuántica.

Los vídeos son los siguientes:

  1. Photons – Corpuscles of Light (1h 17m 57s)
  2. Fits of Reflection and Transmission – Quantum Behaviour (1h 38m 50s)
  3. Electrons and their Interactions (1h 40m 20s)
  4. New Queries (1h 33m 22s)

Quizás Feynman jugaba a provocador con la frase mencionada anteriormente, pero como también él mismo dijo, es precisamente de las cosas sobre las que nadie sabe nada de las que se puede conversar.

Publicado en Física, Personajes, Universidad | Etiquetado: , | 2 Comments »

El auténtico factor de impacto

Publicado por Carlos en diciembre 11, 2008

Miedo me da pensar cómo será el índice h con una corrección análoga.

Your (real) impact factor

Publicado en Comic, Universidad | Etiquetado: , , , | 2 Comments »

Ingeniería Informática: “Yes, We Can”

Publicado por Carlos en noviembre 19, 2008

Preparando las pancartas

Cabeza de la Manifestación

Apadrina un Informático

Camiseta USB

Picateclas, no

Marea InformáticaObama también programa

Publicado en Computadores, Informática, Política, Sociedad, Universidad | Etiquetado: , , , | Comentarios desactivados

Debate sobre Ingeniería Informática en Punto Radio

Publicado por Carlos en noviembre 18, 2008

En la edición de hoy de “Protagonistas” de Luis del Olmo en Punto Radio ha habido un debate sobre la situación actual de la Ingeniería Informática, en el que han participado entre otros Jacinto Canales (del Colegio Profesional de Ingenieros Informáticos de Castilla y León), Luis Salvador (senador del PSOE) y Ferrán Amago (Decano del Colegio Oficial de Ingenieros Técnicos de Telecomunicación). El audio del programa (unos 16 minutos) está disponible aquí.

Además de un par de llamadas de madres desesperadas (y no siempre bien informadas), es interesante oír como Luis Salvador es capaz de defender en el mismo discurso lo bien que está la desregularización de la informática, que poco más o menos nos puede poner en la senda del MIT, y a la vez su compromiso de cambiar esa situación para que “en un breve periodo de tiempo” se equipare al resto de ingenierías. Nada extraño, ya que es sabido que entre la completitud y la consistencia, los políticos no suelen optar por lo segundo.

Publicado en Computadores, Informática, Política, Radio, Universidad | Etiquetado: , , | 2 Comments »

Comunicado de la CODDI en relación al futuro de la Ingeniería Informática

Publicado por Carlos en noviembre 17, 2008

La Conferencia de Decanos y Directores de Centros Universitarios de Informática (CODDI) de España ha preparado un comunicado en relación a los planes anunciados por el Ministerio de Ciencia e Innovación de tratar de manera diferenciada a la Ingeniería Informática frente al resto de ingenierías. La nota emitida hace unos días por el Colegio Profesional de Ingenieros Informáticos de Andalucía en términos bastante dramáticos causó a buen seguro una profunda preocupación (injustificada en muchos extremos) a más de uno, pero tuvo el efecto positivo de catalizar una suerte de excitación gremial, de esas que no suelen gustar en demasía a los gobernantes de turno.

No es tan fiero el león como lo pintan (en este blog hay una explicación bastante precisa del marco general de la situación), pero las dentelladas de un león manso también duelen, y si encima el domador lo azuza para que sólo te muerda a ti, la cosa te solivianta aunque tengas la piel dura. El comunicado del CODDI, que reproduzco a continuación, sale al paso de algunas exageraciones vertidas, pero mantiene la preocupación por lo que los planes actuales suponen de agravio comparativo y desvirtuación de una titulación con competencias comunes en toda España. Es largo, posiblemente con intención didáctica y de llegar a la más amplia audiencia posible, pero su lectura merece la pena.

COMUNICADO DE LA CODDI
Conferencia de Decanos y Directores de Centros Universitarios de Informática
16 de noviembre de 2008

En los últimos días se ha producido la movilización de profesionales y estudiantes para llamar la atención del Gobierno sobre la situación de la ingeniería en informática en España y reclamar medidas para su regulación como profesión y para la elaboración de los futuros planes de estudios. Esta movilización esta teniendo gran repercusión en los medios y en el público en general generando cierta alarma en algunos casos al interpretarse erróneamente la problemática subyacente. En este momento la CODDI, como representación del ámbito académico, considera necesario y oportuno hacer pública su posición al respecto de estos dos temas.

El Real Decreto 1393/2007, de 29 de octubre, por el que se establece la ordenación de las enseñanzas universitarias oficiales, implica la desaparición del actual catálogo de títulos universitarios, y da la potestad a las universidades de proponer nuevos títulos siempre que satisfagan una serie de condiciones. Esto no significa que las titulaciones de Ingeniería Informática desaparezcan; de hecho ya existen en la actualidad nuevos grados oficiales adaptados a este RD con la denominación Graduado/a en Ingeniería Informática y en estos días hay un número significativo de universidades presentando grados con la misma denominación para su verificación. El mismo caso se replica con el resto de titulaciones universitarias, que no desaparecen, se adaptan al nuevo sistema con similar o distinta denominación según el criterio de la universidad proponente. Tampoco es cierto que los actuales títulos pierdan su validez oficial ya que, y según establece el mismo RD, mantendrán todos sus efectos académicos y, en su caso, profesionales. Y finalmente, también es erróneo pensar que el nuevo sistema de titulaciones reste efectividad profesional a los nuevos títulos de Informática con respecto a los actuales, habida cuenta que la Ingeniería Informática nunca ha estado regulada. El problema de la Ingeniería Informática tiene que ver precisamente con esto, con su falta de regulación y con el trato diferenciado que se da en este RD a sus planes de estudio en comparación con las otras ingenierías para las cuales se exige un marco de referencia de obligado cumplimiento (vulgarmente conocido como “fichas”).

Desde el inicio del proceso de construcción del Espacio Europeo de Educación Superior la CODDI ha insistido ante el Gobierno en la necesidad de la regulación de la profesión de Ingeniero Informático. Como es bien sabido, la regulación del ejercicio de una profesión titulada debe inspirarse en el criterio del interés público, razón por la cual el resto de las ingenierías están reguladas, para proteger a la sociedad de la mala praxis en el uso de sus tecnologías asegurando que sus profesionales tienen la formación universitaria adecuada cuando diseñan, planifican y ejecutan un proyecto. El campo de la informática es un campo relativamente joven comparado con el resto de ingenierías y en relación a su origen de carácter científico. Sin embargo, su aplicación cada vez más extendida en todos los ámbitos y su complejidad cada vez mayor han hecho que el desarrollo de un sistema informático pase de ser una actividad cuasi científica o incluso artesanal a ser una labor de ingeniería.

La primera vez que se asoció el término “ingeniería” con la informática fue en el año 1968 durante la primera conferencia de la OTAN sobre desarrollo de software. En dicha conferencia se constató que, aún ya por entonces, la capacidad de los ordenadores y la complejidad de los problemas que se solucionaban con ellos crecía demasiado rápidamente para la forma en que se desarrollaban sus programas, resultando con los métodos que se utilizaban entonces un software no fiable, con fallos frecuentes y con enormes necesidades de mantenimiento. Todo esto hizo que naciera la disciplina de la Ingeniería del Software, que tomando como fuente los métodos de las ingenierías clásicas establecía cómo desarrollar software siguiendo los estándares de cualquier ingeniería.

Actualmente, con la capacidad de cómputo de los ordenadores existentes la complejidad de los sistemas informáticos ha crecido enormemente y su desarrollo requiere frecuentemente la participación de cientos o miles de personas. Por ejemplo, un sistema tan familiar para todo el público, y de un tamaño medio como es el sistema operativo Windows Vista, contiene 50 millones de líneas de código y han participado alrededor de 4.000 ingenieros durante los 7 años de su desarrollo. No es muy frecuente encontrar en otras ingenierías obras o procesos de diseño industrial de tamaño y complejidad similar que por otro lado tengan como resultado un producto con tanto impacto y accesibilidad en la sociedad. Además, hay que tener en cuenta que la complejidad de desarrollar un sistema informático no sólo radica en cómo realizar su software sino en cómo manejar la máquina que lo ejecuta. Muchos de los sistemas informáticos actuales no se desarrollan para ejecutarse en un único ordenador sino en una red. Por ejemplo, el también familiar Google realiza tan rápidamente sus búsquedas porque se ejecuta sobre una red de ordenadores que se estima entre unos 450.000 y un millón, distribuidos en más de 25 centros a lo largo y ancho del mundo. Tampoco es frecuente encontrar en otras ingenierías que se utilice una maquinaria tan compleja para una tarea tan aparentemente sencilla, útil y con tanto impacto en la sociedad. Por último, el despliegue del sistema informático de una empresa de servicios puede requerir la coordinación en su funcionamiento de miles de ordenadores y programas que interactúan entre si en tiempo real, y con miles de usuarios que solicitan un servicio inmediato y seguro a prueba de cualquier imprevisto. Por ejemplo, el Corte Inglés cuenta con un sistema informático centralizado con más de 86.000 aparatos electrónicos y 1.900 servidores de aplicaciones y de datos conectados a su red, el grupo suma 15.000 millones de instrucciones por segundo, que se traducen en unos 3.518 millones de transacciones anuales, y su ‘Tienda Internet’ soporta 1.417 millones de visitas al año. Es difícil encontrar en otras ingenierías ejemplos de sistemas tan críticos como éste, de tanta complejidad de organización industrial, y con un impacto similar en la vida cotidiana de la sociedad.

Las aplicaciones de la informática en la España actual se encuentran en todos los ámbitos y aspectos: telecomunicaciones, defensa, aviación civil, transporte terrestre, transporte marítimo, sistemas industriales, energía, medicina y salud, etc., todos ellos pertenecientes a profesiones reguladas cuyas tecnologías incorporan cada vez más sistemas informatizados. Sin embargo, esa parte informática de su desarrollo tecnológico, tan vital y crítica en esos campos de cuyos fallos no sólo pueden resultar pérdidas económicas sino también de vidas humanas, no esta regulada y por tanto no se asegura que el profesional responsable de su ejecución tenga la formación adecuada, que es la de Ingeniero Técnico e Ingeniero en Informática. Ejemplo de ello es que se legisla y reglamenta continuamente para que los proyectos en ciertas áreas críticas no relacionadas con la informática estén ejecutados por profesionales titulados competentes, como son la Ley 10/2005, sobre la Televisión Digital Terrestre y la Televisión por Cable, el R.D. 944/2005 sobre el Plan técnico nacional de la televisión digital terrestre, la Orden ITC/1077/2006 sobre instalaciones colectivas de recepción de televisión, etc., mientras que en otras similarmente críticas pero que están relacionadas con sistemas informáticos, como la Ley 15/1999 de protección de datos, el R.D. 1720/2007 sobre el reglamento de la anterior, la Ley 59/2003 sobre la firma electrónica, etc., no se asegura que el técnico competente en la materia tenga la formación adecuada para ejecutar los proyectos. Es por todo ello que la CODDI lleva insistiendo continuamente ante el Gobierno en la necesidad de la regulación de la profesión de Ingeniero Informático. Y es por ello que la CODDI está defendiendo la necesidad de aplicar un tratamiento homogéneo a todas las titulaciones de ingeniería para que el nuevo espacio que surja de la reforma universitaria sea coherente y de futuro.

El Ministerio de Ciencia e Innovación (MICINN) ha elaborado varios proyectos de Acuerdo de Consejo de Ministros y Orden Ministerial con objeto de establecer las condiciones a las que deberán adecuarse los títulos que habiliten para el ejercicio de las profesiones reguladas de Ingeniero Técnico e Ingeniero de acuerdo con lo establecido en el RD 1393/2007. Dentro de este conjunto de órdenes no se encuentra ninguna referida a la ingeniería ni a la ingeniería técnica en informática como consecuencia de no ser éstas profesiones reguladas y con atribuciones. La CODDI entiende que el único camino para que el MICINN pueda dar a los futuros títulos de grado y master en el área de informática el mismo tratamiento que al resto de las ingenierías y establecer las condiciones a las que deberán adecuarse los futuros títulos pasa, necesariamente, por aplicar medidas que regulen las profesiones de Ingeniería e Ingeniería Técnica en Informática. Esta regulación escapa de las competencias del MICINN y es potestad de otros ministerios, como es el Ministerio de Economía y Hacienda, el Ministerio de Industria Turismo y Comercio, y el Ministerio de la Presidencia como coordinador.

La propuesta actual del MICINN es, dentro de sus posibilidades, establecer con el apoyo del Consejo de Universidades una medida de autorregulación voluntaria para las universidades respecto de los requisitos a los que deben adecuarse los títulos de informática, remitiendo a la ANECA las condiciones que han sido elaboradas por la CODDI con el apoyo de los Colegios Profesionales para que sean utilizadas en la verificación de sus propuestas de títulos.

La CODDI agradece los esfuerzos y el trabajo que desde el MICINN se están realizando para resolver el problema, personalizando este reconocimiento en la persona del Director General de Universidades, Felipe Pétriz. Pero la CODDI considera que esta medida, sin el respaldo de una orden ministerial, es completamente ineficaz. No puede obligarse a una universidad a ajustarse a una serie de requisitos en el diseño de los nuevos títulos si el MICINN, que es competente para ello, no establece dicho carácter obligatorio. De hecho ya existen hoy en día referentes que la ANECA utiliza en la verificación de los títulos, como los libros blancos, que no son evidentemente un marco suficiente en el ámbito de las ingenierías como profesiones reguladas por lo que el MICINN ha decidido elaborar órdenes para establecer sus requisitos.

En esta situación es imposible que el proceso de elaboración de los futuros títulos de grado y Máster en Ingeniería Informática pueda desarrollarse con normalidad, eficacia y a tiempo. Esta situación resulta más grave si cabe teniendo en cuenta que son más de 90.000 los estudiantes de estas titulaciones en las universidades españolas y del orden de 100.000 los profesionales que trabajan en un sector tan clave como este para la economía española todavía sin regulación, con todos los riesgos que ello conlleva. Como una prueba más de la importancia de que el proceso de reforma de las ingenierías tenga un tratamiento homogéneo, los Portavoces de los Grupos Parlamentarios de la Comisión de Ciencia e Innovación del Senado, en la Sesión del 12 de noviembre, aprobaron por unanimidad instar al Gobierno a incorporar las titulaciones del ámbito de la Ingeniería Informática (grado y máster) en la discusión del conjunto de las ingenierías. Asimismo aprobaron instar al Gobierno a estudiar, respetando la legislación y normativa vigentes, las posibilidades de definir soluciones transitorias para que la Ingeniería Informática tenga el mismo trato que el resto de las Ingenierías hasta el desarrollo legislativo de la regulación de profesiones en el marco de trasposición de la Directiva Europea de Servicios.

En relación con la regulación de las atribuciones profesionales en el ámbito de la informática, desde la CODDI queremos volver a resaltar que la ley 12/1986, de 1 de Abril, sobre regulación de las atribuciones profesionales de los Arquitectos e Ingenieros Técnicos, dice en su preámbulo que “se toma como referencia de sus respectivas especialidades, y no obstante su eventual y necesaria reforma o modificación en virtud de las cambiantes circunstancias y exigencias de orden tecnológico, académico y de demanda social, las especialidades de ingeniería que figuran enumeradas en el decreto 148/1969”, enumeración que obviamente no incluye a Informática. Consideramos que, en relación con Informática, se dan todas las exigencias que se contemplaron en esta ley para la modificación o actualización del listado de 1969 de ingenierías reguladas: cambios tecnológicos, académicos y de demanda social, que justifican más que sobradamente la necesidad de incluir la Informática como una especialidad más dentro de las ingenierías reguladas.

Por todo lo anterior la CODDI desea reiterar su petición al Gobierno, al Ministerio de Economía y Hacienda, al Ministerio de Industria Turismo y Comercio y al Ministerio de la Presidencia, de que procedan a actualizar la ley 12/1986, de 1 de Abril, sobre regulación de las atribuciones profesionales de los Arquitectos e Ingenieros Técnicos incluyendo la especialidad de Informática y, a continuación, elabore un proyecto de órdenes con objeto de establecer las condiciones a las que deberán adecuarse los títulos que habiliten para el ejercicio de las profesiones de Ingeniero Técnico e Ingeniero en Informática. La CODDI entiende que, a la vez que respeta en todos sus términos la legislación y normativa vigentes, ésta sería la solución transitoria más adecuada hasta la transposición de la Directiva Europea a la que alude el acuerdo de los Portavoces de los Grupos Parlamentarios del Senado.

Publicado en Computadores, Informática, Universidad | Etiquetado: , , , , | 8 Comments »

Lo que un estudiante pregunta en clase …

Publicado por Carlos en octubre 24, 2008

… y lo que realmente quiere saber.

Undergradese (c) Jorge Cham

Publicado en Comic, Universidad | Etiquetado: , | 6 Comments »

Cambio 1 ingeniero por 2.58 biólogos: Universalidad de las distribuciones de citas

Publicado por Carlos en octubre 22, 2008

La evaluación de la actividad investigadora es algo con lo que que todo el que se mueve en el mundo académico ha de lidiar un día sí y al otro también. Lo más extendido en nuestro entorno cercano es usar a tal efecto indicadores bibliométricos que cuantifiquen de algún modo la calidad de las publicaciones realizadas. El ejemplo más clásico lo constituye el índice de impacto, que intenta aproximar la relevancia que una determinada revista científica tiene dentro de su campo a través del número medio de citas que un articulo publicado en la misma recibe. La idea sería entonces que en la medida en la que uno publique en revistas de alto índice de impacto, tanto mejor. Este tipo de medida es sin embargo de grano grueso, y aunque puede permitir realizar una discriminación cualitativa de alto nivel, presenta diferentes problemas. El primero y más evidente es que la distribución del número de citas que un artículo recibe en cualquier revista no es gaussiana (se trata de una distribución de Bradford, que sigue una ley de potencias), y por lo tanto una medida de tendencia central no es un indicador adecuado. El segundo es la dificultad de comparar revistas de diferentes áreas. Por poner un ejemplo, en el Science Citation Index de 2007 el índice de impacto de las revistas en el primer cuartil de biología es >2.599, mientras que para astronomía y astrofísica es >3.483, para inteligencia artificial es >1.644, y para matemáticas es >0.723. La discrepancia es mucho mayor si se considera la revista de más alto índice de impacto en cada campo, con diferencias que pueden rondar el orden de magnitud en algún caso.

0806.0974

Distribución del número de citas en diferentes campos - Credit: Radicchi, Fortunato and Castellano, arXiv:0806.0974

Una de las alternativas cada vez más empleada es contar las citas individuales que cada artículo publicado recibe, lo que -con algunos matices importantes- puede permitir sortear el primero de los problemas anteriores.  Sin embargo, sigue existiendo el segundo, ya que éste reponde a los patrones de publicación que se siguen en cada área: cuánto se publica, dónde se publica (esto es importante, ya que hay áreas como por ejemplo la informática en la que una gran parte del volumen de publicaciones se realiza en conferencias con estricta revisión por pares, y éstas no siempre están adecuadamente indexadas), qué patrones de co-autoría se dan, etc. Sorprendentemente, esta disparidad se puede eliminar con una corrección estadística muy simple, tal como Filippo Radicchi, Santo Fortunato y Claudio Castellano -los dos primeros de la ISI Foundation, y el tercero de la Sapienza de Roma- muestran en un artículo titulado

que acaba de ser aceptado para su publicación en PNAS. La idea básica es normalizar los números de citas dividiendo por c0, el número medio de citas del campo en el año anterior. Parece una trivialidad, pero resulta en una homogeneización casi perfecta de las distribuciones de citas en diferentes campos, como puede verse en la figura inferior.

0806.0974

Distribución reescalada del número de citas en diferentes campos, normalizada según el promedio de cada uno - Credit: Radicchi, Fortunato and Castellano, arXiv:0806.0974

Tal como describen los autores, no sólo se pueden comparar diferentes campos, sino un mismo campo en diferentes años (en los que el factor de reescalado será diferente). De hecho, van más allá, y proponen que esta renormalización se use dentro de una versión generalizada del índice h (véanse también los artículos de Emulenews sobre este indicador). Para ello es necesario introducir otro factor de normalización: N0, el número medio de artículos publicados por año por un autor en una disciplina. Así, el valor de este indicador generalizado sería el máximo número n de artículos con al menos c/c0 > n/N0 citas. Se trata de una sugerencia muy interesante, pero requiere del uso de unos datos estadísticos precisos y que cambian de un año para otro. De todas formas, el que tu índice h vaya fluctuando como la bolsa seguro que animaría mucho la cosa.

Publicado en Ciencia, Matemáticas, Uncategorized, Universidad | Etiquetado: , , | 7 Comments »